Nómadas dentro de una misma ciudad:

Colapsar
X
Colapsar
  • Filtrar
  • Tiempo
  • Mostrar
Limpiar Todo
nuevos mensajes

  • Título: Nómadas dentro de una misma ciudad

    Nómadas dentro de una misma ciudad


    La atención de la ciudad está sobre Monte Sinaí. Después del desalojo de 420 familias de este sector marginal del noroeste de Guayaquil, el Gobierno local y el central han entrado en una nueva pugna. Esta vez por lo que hacen o dejaron de hacer ambos, frente a estos asentamientos irregulares. Un tanto ajeno a esta disputa, aunque le afecta directamente, está Julio Constante, de 52 años y cuya casa de caña se salvó de ser demolida hace exactamente diez días. "Mi casa no la tumbaron porque mi mujer está embarazada", dice el hombre con la mirada perdida. "Pero me han dado un mes para salir". Constante y su familia no son recién llegados a Guayaquil. Desde hace 30 años él emigró desde el cantón manabita 24 de Mayo y, tras casarse y formar una familia, ha vivido en diversos sectores de la ciudad, pero alquilando casas en humildes vecindarios de parroquias como la Febres-Cordero. Hace tres años se enteró de que con unos mil dólares podría tener un solar propio en Monte Sinaí y tras hacer pequeños préstamos y ahorros emprendió esa especie de migración hacia el lugar. El caso de Constante coincide con un estudio realizado el año pasado por el sociólogo y catedrático Egis Caicedo Quiñónez, quien destaca que el 78% de las 28.000 familias que pueblan las 1.253 hectáreas que comprende Monte Sinaí, proviene de otros sectores de esta misma ciudad. "Es migración guayaquileña, migración citadina: gente de las otras parroquias que están consolidadas, con todos los servicios, se han ido a vivir a Monte Sinaí", explica. La fórmula es sencilla, según Caicedo: habitantes de la Febres-Cordero, Ximena y Tarqui -donde una villa cuesta 30.000 dólares en promedio- vieron que sus familias crecieron y al no tener los recursos para ampliar o remodelar, vendían sus casas y se iban a Monte Sinaí donde compraban dos y hasta tres solares a precios más bajos. Con el estudio "La realidad de Monte Sinaí", de Caicedo, concuerda Jefferson Ante, un morador de la zona quien estuvo al frente de las protestas contra los desalojos, la semana pasada. Ante dice que actualmente Guayaquil no recibe tanta gente de afuera, que la migración campo-ciudad "ya se dio hace muchos años y así se poblaron los Guasmos, Mapasingue, Pancho Jácome, Bastión Popular...". Líderes barriales de este último sector corroboran que los nuevos asentamientos informales también son producto de traficantes que vendieron solares, en su mayoría, a hijos y otros parientes de la gente de sectores que fueron invasiones hace algunas décadas. "En Monte Sinaí y Flor de Bastión hay muchos guayaquileños que salieron de hogares asentados en otros barrios", comenta Johnny Meza, un conocido dirigente socialista de Bastión Popular, que en las pasadas elecciones intentó llegar a la Asamblea Nacional por el Distrito 2 de Guayas. Meza, un ingeniero comercial y dueño de una empresa en Bastión, dice que allí había inicialmente (hace un cuarto de siglo) unas 20.000 familias u 80.000 habitantes. "Entre mis vecinos hay muchos indígenas, en su mayoría de Chimborazo, seguidos de gente de Manabí, Los Ríos y en proporción menor, de Esmeraldas", acota Meza, quien llegó a Bastión hace 27 años, proveniente de Quevedo (Los Ríos). Entre el 78% de guayaquileños que vive en Monte Sinaí se destaca Esperanza, una mujer de unos 45 años, que no dice su apellido por el temor a alguna retaliación, pues ella fue una de las que el martes lideró los reclamos contra los desalojos. La razón de que durante toda su vida no haya podido afincarse en un sector formal es la misma que esgrimen miles de sus vecinos: las urbanizaciones nuevas, incluidas las que auspicia el Estado como Socio Vivienda o Ciudad Victoria, exigen requisitos que creen no poder cumplir. Como son amas de casa, comerciantes informales o jornaleros, no tienen siquiera un seguro social para inscribirse en los planes de vivienda. "En mi cooperativa llamada Nueva Generación, solo hay guayaquileños -testimonia Esperanza-. He vivido en distintas partes de la ciudad pero ya no me alcanzó el sueldo para alquilar y tuve que cambiarme a Monte Sinaí en el 2006". Como muchos otros, ella creyó erróneamente que con $ 1.000 o $ 1.500 había comprado la felicidad de tener casa propia. "Las personas que nos vendieron las tierras dijeron que se trataba de solares debidamente legalizados", lamenta hoy Esperanza. Pero en su último enlace sabatino, el presidente Rafael Correa dijo que estas personas fueron avisadas desde hace dos años, de que iban a ser desalojadas. "Con conocimiento de causa hicieron algo indebido... ¡Asumir nuestras responsabilidades!", exclamó.

    ...leer el resto de la noticia

    Fuente: expreso.ec


Comentarios:


Para que tu mensaje sea aceptado, sigue las normas de nuestra comunidad:

  1. 1. Todos los mensajes inapropiados serán eliminados automáticamente.
  2. 2. Procura que tus mensajes aporten algo al foro, y se respetuoso con los demás.
  3. 3. Comparte tus conocimientos, y ayuda a otros usuarios.
  4. 4. No olvides demostrar tu buena educación y ortografía :)

  5. Recuerda: Foros Ecuador es una iniciativa particular, sin relación con el Gobierno o cualquier otra institución pública o privada. Por lo tanto no estamos en capacidad de brindar asistencia, soporte o resolver problemas en nombre de terceros. Conoce más sobre nosotros en la sección "Acerca de".

Contenidos introducidos anteriormente se guardarán automáticamente. Restore o Descartar.
Guardado Automático
Smile :) Frown :( Big Grin :D Mad :mad: Stick Out Tongue :p Confused :confused: Embarrassment :o Wink ;) Roll Eyes (Sarcastic) :rolleyes: Cool :cool: EEK! :eek:
x
Insertar: Uña del pulgar Pequeño Medio Grande Tamaño natural Eliminar  
x


Trabajando...
X