Letra del pasillo ecuatoriano: Angel Leonídas Araujo Ch (Quito, junio de 1926)
Música: Cristóbal Ojeda Dávila

Hacia ti se elevó mi oración
en las tan negras noches
de angustia, de llanto y de dolor;
sólo a ti ofrendé con mi amor
las calcinantes lágrimas
de esta enorme pasión.

El martirio que me causaste un día
en secreto lo sufro todavía
y a solas bebo las hieles del llanto
queriendo que tu misma ignores
cuánto me haces sufrir...

Cuánta pena... Qué solo estoy.
Tu olvido aumenta este padecer
y te recuerdo con toda mi ternura
aún cuando sé que nunca
jamás has de volver..

Video del del pasillo ecuatoriano Alejándose